Pañuelos, alianzas y agendas-María Pía López (Página 12)

La gran candidata a presidenta del frente antineoliberal dijo, en un discurso medular, que no había que aceptar falsas oposiciones, como las que parten entre quienes rezan y quienes no rezamos o la que se expresa, colorida, entre los pañuelos verdes y celestes. La primera es una falsa dicotomía, porque rezan militantes de distintas creencias, hacedoras de oraciones varias, convencides de instituciones heterogéneas, conservadores y heterodoxos. Rezamos como activamos nuestras liturgias, no necesariamente encuadradas en iglesias monolíticas y jerárquicas. O no rezamos y somos creyentes de esas iglesias tradicionales. O todo a la vez. Pero la segunda no es un problema cromático ni puede reducirse a la tolerante visión de que en una sociedad y en un movimiento político sostenemos distintas posiciones. No es un problema de coexistencia de opiniones que deban considerarse a la par, respetables disidencias entre compañeres. No lo es porque un sector, con esa posición, intenta privar de derechos al otro, quitar libertades. Es como si se aceptara que en un movimiento haya algunos a favor de la esclavitud y otros en contra y plantear la equivalencia. No es posible, porque unes privan de derechos a otras.

 

Leer nota completa (link)

 

María Pía López

Opinión en Página 12

Print Friendly, PDF & Email